Entrevista con Lisa Sorenson, Presidente de la Sociedad para la Conservación y el Estudio de las Aves del Caribe (SCSCB)

Entrevista realizada por Melissa Normann, Rainforest Alliance

Más de 560 especies de aves llaman hogar a la región del Gran Caribe. Además de 148 especies endémicas, estas preciosas islas sirven de refugio crítico para cientos especies de aves migratorias que sabiamente dejan sus hábitats templados y sub-árticos en Norteamérica para pasar los meses de invierno en los bosques y humedales del Caribe o los usan como parada de descanso en la ruta hacia sus destinos finales en América Latina.

Logo por SCSCBEl Caribe enfrenta el desafío común de equilibrar el desarrollo económico con la conservación de sus ecosistemas únicos y frágiles. Como resultado, hábitats críticos para las aves han sido degradados o destruidos, causando la disminución de muchas poblaciones. Desde 1988, la Sociedad para la Conservación y el Estudio de las Aves del Caribe (SCSCB, “Society for the Conservation and Study of Caribbean Birds”) ha trabajado para fortalecer la capacidad en la región apoyando a las organizaciones locales de conservación en sus esfuerzos por conservar las aves del Caribe y sus hábitats. Hablamos con Lisa Sorenson, Presidente de SCSCB, acerca de las metas de la Sociedad, sus éxitos y sus planes para continuar avanzando la conservación en esta importante región.

Pregunta: ¿Cuáles son las principales amenazas que actualmente enfrentan las aves del Caribe?

Sorenson: La amenaza más seria es la pérdida de hábitats por causa del desarrollo — los bosques están siendo talados y los humedales drenados para construir casas, carreteras y empresas. Además hay muchos desarrollos turísticos a gran escala, incluyendo resorts, marinas y campos de golf que están destruyendo hábitats importantes para la vida silvestre — no sólo para las aves, sino también para muchas otras especies de importancia. También se están perdiendo hábitats debido a otros usos inapropiados y no sostenibles tales como la tala de árboles para producir carbón, la minería y la ganadería. Otras amenazas serias incluyen las especies invasoras y la contaminación y algunas especies están siendo cazadas y capturadas ilegalmente para ser vendidas en el mercado de mascotas.

P: ¿Cómo apoya la Sociedad la conservación de las aves en el Caribe?

Lisa Sorenson - Foto por Michele KadingSorenson:Todas las personas que participan en la Sociedad comparten el objetivo general de conservar las aves del Caribe y promover la conservación y el uso sostenible de sus hábitats por medio de la educación, la protección de los sitios, el fortalecimiento de capacidades y la investigación y además tenemos una maravillosa red de socios que trabajan juntos para ayudar a avanzar esta meta. Con socios internacionales como el Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre (US Fish and Wildlife Service), el Servicio Forestal de Estados Unidos (US Forest Service), la Sociedad Real para la Protección de las Aves (Royal Sociedad for the Protection of Birds), el Laboratorio de Ornitología de Cornell (Cornell Lab of Ornithology), BirdLife International y Wetlands International, la Sociedad busca aumentar la capacidad de nuestros socios locales para llevar a cabo proyectos de conservación de las aves y sus hábitats.  Con este fin, desarrollamos proyectos y programas regionales para ayudar a nuestros socios a hacer su trabajo. Por ejemplo, desarrollamos y distribuimos gran cantidad de materiales educativos y de extensión tales como libros, afiches, guías de identificación y hojas de datos acerca de las aves y sus hábitats que han sido escritos especialmente para el Caribe, materiales que a menudo son difíciles o imposibles de obtener de otra manera. También realizamos talleres de capacitación para desarrollar las destrezas profesionales de los encargados de los recursos naturales y publicamos The Journal of Caribbean Ornithology, una revista para compartir los resultados de la investigación aplicada y de los proyectos de conservación. Nosotros colaboramos con conserjería, proveemos asistencia técnica y ayudamos a los socios a asegurar financiamiento para actividades tales como la publicación o impresión de materiales educativos, la celebración de festivales locales de aves, la organización o participación en talleres y mucho más.

P: ¿Cómo coordinan los proyectos de conservación en una región tan grande y diversa?

Sorenson: Cada dos años celebramos una reunión regional para coordinar los esfuerzos de conservación de las aves y los hábitats en el país y también a lo largo de la región. Las reuniones atraen a ornitólogos, encargados de recursos naturales y ciudadanos interesados de las islas junto con expertos internacionales para compartir ideas e intercambiar información y métodos para resolver temas de conservación aplicada. Todos aprecian la oportunidad de reunirse y salen de las reuniones inspirados y con energía renovada. La gente del Caribe es muy apasionada y está comprometida con la conservación, además de que está dispuesta a compartir y a trabajar con otros – es un grupo excelente al cual pertenecer.

Reunión - Foto por SCSCBPara cada reunión, escogemos un tema de interés especial para el anfitrión local y ofrecemos un tratamiento profundo de los tópicos por medio de talleres, simposios y discusiones de mesa redonda. Los participantes tienen la oportunidad de desarrollar proyectos y todos los Grupos de Trabajo de la Sociedad se reúnen para revisar los avances, desarrollar nuevos proyectos y hacer planes para los años futuros. La reunión de este año se celebró en Antigua, en Julio, y el tema fue “Más Allá de la Playa — Aves y Turismo para Islas Sostenibles.” Hablamos de utilizar a las aves y al mundo natural para promover el desarrollo sostenible a nivel comunitario y de organizaciones de base. Invitamos a expertos a presentar estudios de caso sobre iniciativas relacionadas con aves y turismo de naturaleza, capacitación a guías de avistamiento de aves y desarrollo de senderos para observación de aves.

La Sociedad está interesada en desarrollar un programa para capacitar y certificar a los guías de aves. Queremos ofrecer capacitación en administración de empresas, servicio al cliente, ética y mucho más. También estamos interesados en desarrollar un sendero de observación de aves en el Caribe basado en el trabajo de Rainforest Biodiversity Group en Costa Rica.

P: ¿Cómo pueden las personas interesadas involucrarse con la Sociedad?

Sorenson: Cualquier persona interesada en la conservación de las aves en el Caribe es bienvenida a unirse a nuestra Sociedad por medio de nuestro sitio Web. Nuestra membresía ha crecido a alrededor de 300 miembros, que incluyen ornitólogos, encargados de recursos naturales, ONG locales e internacionales de conservación, líderes comunitarios, educadores, estudiantes, profesionales en turismo, así como voluntarios y ciudadanos interesados de todas las islas del Caribe y además de los Estados Unidos, Canadá, América Latina y Europa. Otra manera de involucrarse es unirse a nuestra lista de servidor en Yahoo! Birds Caribbean listserve, que es una excelente forma de mantener informada a la gente acerca de lo que está ocurriendo en la región — talleres y oportunidades de capacitación, temas de conservación regional, avistamientos de aves y más.

P: ¿Cómo está trabajando SCSCB para conservar las especies de aves residentes y endémicas?

Sorenson: Gran parte de nuestros esfuerzos está dedicada a aumentar la conciencia pública acerca de la importancia y el valor de las aves silvestres y sus hábitats, especialmente las muchas especies únicas que se encuentran en la región. Existen aproximadamente 148 especies de aves que son endémicas al Caribe, incluyendo coloridas loras, colibríes, tódidos y cotingas — 54 de estas especies están en peligro de extinción y las poblaciones de otras están disminuyendo. Enfatizamos que las aves y sus hábitats tienen un valor intrínsico porque son parte del patrimonio natural y cultural de cada país — pero también tienen un valor económico. A través del turismo, las aves pueden ser una fuente de ingreso sostenible para las comunidades locales y sus hábitats de bosques y humedales ofrecen muchos productos y servicios de los ecosistemas que son vitales para el bienestar humano.

Observadores de Aves - Foto por SCSCBUno de nuestros programas clave es el Festival de Aves Endémicas del Caribe, que se celebra por un mes cada primavera y busca aumentar la conciencia pública y el apoyo a la conservación. Coordinadores locales voluntarios organizan actividades como caminatas de avistamiento de aves y naturaleza, siembra de árboles, exhibiciones de arte y competencias, programas de TV y radio y artículos en los medios acerca de las aves, entre otras. Ya hemos tenido un gran éxito con este festival — comenzó en el año 2002 con la participación de 1.000 personas en ocho países y el año pasado tuvimos más de 60.000 personas que participaron en 17 países. La Sociedad apoya estos festivales proporcionando a los socios locales materiales tales como afiches, hojas de datos, camisetas y presentaciones, así como pequeñas subvenciones para actividades del festival.

La Sociedad también promueve y apoya a los socios en el desarrollo de guías de campo de las aves locales.  Se han elaborado guías en Haití, Dominica, Cuba y la República Dominicana.  Herb Raffaele de US Fish and Wildlife Service generosamente donó el uso de todas las ilustraciones de su libro Birds of the West Indies para estas guías. Y también trabajamos con BirdLife International en el desarrollo de un programa de Áreas de Importancia para las Aves, Important Bird Area (IBA), en el Caribe, incluyendo la publicación del Directorio de IBA del Caribe en el otoño de 2008.

P: ¿Manejan algún acercamiento diferente para promover la conservación de aves migratorias?
<
Puerto Rico - Foto por SCSCBSorenson: En general, las personas en el Caribe no están concientes del hecho de que muchas especies de aves se reproducen en las áreas templadas y sub-árticas de Norteamérica y luego viajan miles de millas para usar las islas del Caribe sea como hogares para el invierno o como hábitats de descanso en su viaje a América Latina. Queremos aumentar la conciencia entre el público de que los bosques y los humedales son de importancia crítica, no sólo para las especies residentes y endémicas, sino también para las especies migratorias. Hemos estado trabajando con Environment for the Americas y Sue Bonfield para celebrar el Día Internacional del Ave Migratoria. Anteriormente, sólo unos cuantos países habían estado celebrando el festival individualmente, pero en otoño del año pasado fue la primera vez que lo celebramos como región.

P: ¿Cuál es la situación actual de Proyecto de conservación de humedales y del pato chiriría del Caribe, de la SCSCB?

Sorenson: Este es uno de nuestros programas insignia, el cual apoya la conservación de todas las especies de aves acuáticas. El programa proporciona capacitación y materiales educativos para ayudar a maestros, líderes comunitarios y ONG a llevar a cabo actividades educativas relacionadas con los humedales en sus comunidades. Además, hemos elaborado un borrador del plan de conservación de las aves acuáticas que se puede encontrar en nuestro sitio Web y hemos ayudado a BirdLife International con un inventario de los sitios de humedales en toda la región que aporta información sobre todos los humedales existentes en cualquiera de las islas, las especies presentes en cada sitio, las amenazas, los temas de manejo y más.

Tenemos un Grupo de Trabajo sobre Aves Marinas muy activo, que actualmente está trabajando en erradicar las especies invasoras, especialmente las ratas, de las islas donde anidan las aves marinas. La Sociedad acaba de publicar un libro que resume todo lo que sabemos acerca de las colonias de reproducción de las aves marinas en la región y ahora estamos priorizando cuáles islas son las mejores candidatas para erradicar las especies invasoras y restaurar los hábitats. Island Conservation ha sido muy exitoso en este sentido — participaron en la reunión de Antigua y nos están ayudando a desarrollar proyectos y a identificar financiamiento para comenzar la erradicación. Sabemos que se puede hacer; sin embargo, requerirá de esfuerzo dedicado y compromiso por parte de las ONG y el gobierno, así como suficientes fondos.

P: ¿Este trabajo está provocando algún cambio? ¿Están ustedes comenzando a ver mayores cantidades de aves acuáticas?
Pato Chiriría del Caribe - Foto por Anthony LevesqueSorenson: Estamos empezando a ver mayores cantidades de pato chiriría del Caribe o yaguasa en Cuba, Antigua y Barbuda, Puerto Rico y Jamaica. Desafortunadamente, no ha sido posible llevar a cabo un monitoreo realmente riguroso. Los mejores datos provienen de Antigua, donde Joseph Prosper ha estado monitoreando muy de cerca este pato durante los últimos años y tiene datos que muestran niveles más altos de actividad reproductiva y mayor cantidad de individuos. Sin embargo, debemos mantenernos vigilantes en todo momento. Hace algunos años, Prosper reportó que existía un nuevo gran proyecto de construcción y que varios trabajadores extranjeros fueron llevados a trabajar en el proyecto. Aparentemente fueron a un par de humedales clave y le dispararon a varios patos chiriría del Caribe, además de matar a una población entera de garzas pequeñas. Es muy lamentable que uno o dos individuos puedan causar un daño tan serio y comprometer años de esfuerzo e inversión en la conservación — debemos monitorear constantemente lo que está ocurriendo en el campo.

P: ¿Cómo podemos mejorar el trabajo de monitoreo?

Sorenson: Tenemos un nuevo programa llamado Caribbean Birdwatch, lanzado con el apoyo de la Iniciativa sobre Especies Migratorias del Hemisferio Occidental (WHMSI), Western Hemisphere Migratory Species Initiative y la Organización de Estados Americanos. Este programa está desarrollando un programa regional de monitoreo de aves en el Caribe que ofrece protocolos simples y estandarizados para el monitoreo de aves terrestres, acuáticas, playeras, marinas y sus hábitats.

Taller - Foto por SCSCBEl programa además está organizando varios talleres para impartir capacitación usando esta metodología.  El primer taller se celebró en Nassau, Bahamas en febrero de 2009, donde se brindó capacitación sobre cómo diseñar un programa de monitoreo, cómo contar las aves en el campo y cómo analizar y presentar los datos.  El segundo taller se llevará a cabo en Jamaica en febrero de 2010 y se concentrará en proveer capacitación para el nuevo Censo de Aves Acuáticas del Caribe.  Éste se realizará en conjunto con Wetlands International, que ha desarrollado censos de aves acuáticas en otras partes del mundo, incluyendo el Censo de Aves Acuáticas Neotropicales.  Quisiéramos que al menos dos veces al año, en los períodos de reproducción e invernación, nuestros socios salieran al campo y contaran las aves acuáticas en los humedales clave, como los sitios Ramsar, las Áreas de Importancia para las Aves y las áreas protegidas.  Este programa debería proporcionar datos importantes que ayudarán a manejar mejor las poblaciones de aves acuáticas.  Solicitaremos a todos los contribuyentes que suban toda su información a eBird Caribbean para que sea accesible a todas las personas.

P: ¿Por qué es tan importante el monitoreo?

Sorenson: No podemos manejar y conservar efectivamente las aves a menos que sepamos cuales especies están presentes, cuántas son y si la cantidad está aumentando o se está reduciendo.  Por ejemplo, recientemente  descubrimos que los patos chiriría caribeña están dispersándose hacia Guadalupe y reproduciéndose allí.  El problema es que la caza es una tradición muy fuerte en Guadalupe.  Existen cerca de 2.500 cazadores en la isla y se sabe que cazan muchas aves cada año – cualquier pato que llegue ahí esencialmente es un pato muerto.  Sin embargo, cada vez más patos chiriría están llegando a la isla y creemos que se están dispersando desde Antigua, donde la población ha estado aumentando, gracias a los esfuerzos de conservación que se están llevando a cabo allí.   Anthony Levesque, Vice Presidente de la Sociedad y jefe de una ONG local en Guadalupe llamada Amazona, descubrió un nido con pichones, indicando la reproducción exitosa.  No ha habido documentación de anidamiento en los últimos cien años, así es que este es un logro importante.  Esperamos ver resultados similares en otras islas con el aumento en el monitoreo y los datos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s