Conservación basada en el mercado une a la agricultura mexicana con los negocios internacionales

Agricultor -- Foto Jeff Hayward/RAEn el bosque seco del sur de México, dos mil agricultores no solo luchan contra el cambio climático global sino también obtienen ingresos por sus esfuerzos. Ellos adaptan técnicas forestales y de agricultura sostenible y cubren sus costos al vender créditos por la captura de dióxido de carbono a compañías internacionales que buscan compensar sus propias emisiones.

Los agricultores son parte de un programa llamado Plan Vivo, el cual inició años atrás y ha crecido para convertirse en una iniciativa global que integra fincas y bosques en Uganda y Mozambique, así como un programa recientemente lanzado en el sur de la India. Cada proyecto es manejado por organizaciones locales y recibe un nombre único para diferenciarlo de los otros. Los agricultores mexicanos eligieron el nombre Scolel Té, traducido de las lenguas mayas Izeltal y Tojolobal como “el árbol que crece” y que se origina en sus raíces indígenas y mestizas. La iniciativa es manejada por una cooperativa mexicana llamada Ambio.

“A través del tiempo y gracias a su trabajo, muchos agricultores participantes en Scolel Té han cambiado su forma de pensar sobre el manejo de los recursos naturales y están visualizando la salud y el uso de sus bosques a largo plazo como algo práctico”, afirma Elsa Esquivel de Ambio.

Debido a que cultivan en los bosques de los estados de Chiapas y Oaxaca, su nueva actitud es particularmente importante. Esos bosques — la extensión remanente más grande de bosque tropical seco al norte del Ecuador — rodean los valles sureños y las estribaciones de la Sierra Madre del Sur, abarcando gran parte del Pacífico Sur de México. A lo largo de varios siglos, gran parte del bosque se ha perdido a raíz de la tala y la agricultura, dejando atrás una erosión severa, la contaminación del agua y otros problemas sociales y ambientales.

Las tierras forestales remanentes brindan recursos para residentes locales, refugio para miles de especies raras y endémicas — particularmente salamandras y mariposas — y además un beneficio global, ya que capturan cerca de 100.000 toneladas de gases de efecto invernadero por año.

Los agricultores de Scolel Té reciben pagos por conservar sus bosques, proteger la vida silvestre y cultivar bajo técnicas que causan un mínimo daño ambiental. Eso, señala Esquivel, es el centro del trabajo de conservación que se realiza a través de Plan Vivo. “Ellos salvaguardan la supervivencia continúa de propietarios comunitarios de bosques, bosques montañosos templados y vegetación secundaria que son el hogar de diferentes especies de plantas y animales”, afirma.

Flores  -- Foto por Jeff Hayward/RAAdicionalmente a la conservación, Plan Vivo estimula el crecimiento económico en México y otras comunidades rurales en el mundo en desarrollo. Los créditos que representan cada tonelada de dióxido de carbono capturada, son ahora comercializados en un mercado voluntario de carbono y están disponibles en los sitios de proyecto de Plan Vivo alrededor del mundo. Los créditos de carbono son vendidos en los Estados Unidos entre $5 y $15 por tonelada y ya tienen importantes compradores como el campeonato de carreras de Fórmula Uno y la banda de rock Pink Floyd, que compensó la entera producción de su más reciente álbum. Estimaciones del carbono secuestrado por Plan Vivo varía de entre 50.000 a 100.000 toneladas; un verificador independiente determinará esta cantidad en el 2008.

“Los pagos son utilizados en primera instancia para comprar comida, pagar salarios, brindar educación y realizar mejoras en las viviendas — en otras palabras, para adquirir bienes y servicios básicos. Los beneficios sociales no son visibles de forma inmediata porque el programa estimula la planificación a largo plazo y la gente está entrenada para monitorear el proyecto y mejorar la producción en las comunidades donde Scolel Té opera”, señala Esquivel.

Para verificar que cambiaron las prácticas insostenibles de manejo, que se plantan árboles y que se conservan los bosques, los programas de compensación de carbono como Plan Vivo se basan en verificadores de tercera parte. Los agricultores de Scolel Té fueron capacitados para monitorear internamente su progreso e identificar cualquier reto en su trabajo y la ONG conservacionista internacional Rainforest Alliance (Alianza para Bosques) auditó el sistema de monitoreo que ellos usan para mostrar que cumple con los estándares de Plan Vivo. Rainforest Alliance es un socio a la medida de Plan Vivo, debido a que ambos toman en cuenta, en lugar de  ignorar, a los agricultores y productores forestales en sus esfuerzos de conservación, afirma Jeff Hayward, gerente de Servicios de Verificación de Rainforest Alliance.

Bosque -- Foto de Jeff Hayward/RARainforest Alliance y otras organizaciones son parte de la reciente actividad de verificación de estándares ambientales, que confirman no sólo que la madera es cosechada legalmente, sino que también evalúan la cantidad de carbono capturado o el valor de conservación de un bosque. Greenpeace recientemente consideró al programa SmartWood, de Rainforest Alliance, como el más alto entre los siete principales verificadores de legalidad de recursos maderables en su informe técnico: Sistemas Legales de Verificación de Productos de Madera, publicado en enero de 2008. El documento afirma que Smartwood “es el único esquema verdaderamente desarrollado de una forma balanceada, con la presencia de múltiples actores y el único que incluye el ‘consenso previamente informado’ de gente indígena en sus estándares”.

Hayward ha guiado el trabajo de la Iniciativa sobre cambio climático de Rainforest Alliance en países alrededor del mundo, incluyendo Indonesia, Ghana, Uganda, Madagascar, Reino Unido, Nicaragua, Guatemala, México, Chile, Panamá, Brasil y los Estados Unidos. “Los excelentes proyectos de mitigación de cambio climático ya validados o verificados por Rainforest Alliance tienen el potencial de remover tres millones de toneladas de dióxido de carbono de la atmósfera por año, si son implementados en toda su capacidad. Esto es equivalente al 0.2 por ciento de las emisiones globales anuales derivadas de la deforestación”, enfatiza.

Rainforest Alliance confirmó las fortalezas y debilidades del programa de Scolel Té, por lo que ahora  Ambio puede identificar áreas de mejoramiento. “El número de participantes y parcelas que Ambio ha sido capaz de llevar juntos a una práctica agroforestal mejorada es impresionante”, señala Hayward. “Este proyecto es un pequeño pero importante incentivo a los agricultores para plantar árboles, ocuparse de sus parcelas agroforestales y restaurar las laderas afectadas por el sobrepastoreo. Esto estimula la reforestación, que pudo no haber tenido lugar, y apoya a los pobladores pobres de áreas rurales mediante un programa viable de compensación de carbono. Estamos esperanzados en que nuestras observaciones y los mejoramientos sugeridos pueden beneficiar al proyecto”.

Así como ellos restauran los ecosistemas agrícolas y apoyan a los lugareños de menos recursos, este y otros programas similares, sostiene Hayward, son importantes pilares en el reto colectivo de reducir las emisiones de carbono. “Estamos aplicando nuestros veinte años de experiencia en verificación, establecimiento de estándares y conservación basada en el mercado y manteniendo la certeza en la credibilidad de la compleja ciencia climática involucrada en esas actividades. Al aventurarse en la diversa y rápidamente desarrollada área del cambio climático, en Rainforest Alliance estamos avanzando en nuestra misión de conservar la biodiversidad y asegurar medios de vida sostenibles”, concluye Hayward.

Contactos: Jeff Hayward, Rainforest Alliance, tel: +202/294-7008, fax: +212/659-0098, jhayward@ra.org, www.rainforest-alliance.org.  Elsa Esquivel Bazán, AMBIO.  Tel/fax: +967/678-8409; ambiofbc@prodigy.net.mx, www.planvivo.org/fx.planvivo/scheme/mexico.aspx.

Más Sobre Este Proyecto

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s