Fernando Silva, encargado de desarrollo y planificación, Fideicomiso de Conservación, Puerto Rico

Efectuada por Katiana Murillo, Alianza para Bosques

“La compra de tierras es un proceso costoso y complejo que requiere de tiempo y dinero, no sólo para comprarlas, sino también para los gastos legales, especialmente en casos complejos”.

Zona del Carzo, Puerto RicoEl Fideicomiso para la Conservación de Puerto Rico, una organización no gubernamental sin fines de lucro, se ha dedicado desde hace 45 años a la tarea de adquirir tierras para conservarlas a perpetuidad, así como al desarrollo de iniciativas como la producción de árboles de especies nativas para reforestación y a actividades de educación ambiental. Durante sus primeros años el Fideicomiso obtuvo recursos de tarifas impuestas por el gobierno federal a las compañías petroquímicas que operaban en la isla. Luego, el Fideicomiso generó sus ingresos mediante transacciones financieras privadas con empresas. Al concluirse dicha disposición de ley, el Fideicomiso utiliza emisiones propias de obligaciones con empresas privadas de Puerto Rico y también recibe una porción de los arbitrios del ron del gobierno federal. Estos ingresos le han permitido crear un fondo total con el cual generar sus propios ingresos y adquirir áreas de alto valor ecológico e histórico. Actualmente cuenta con 19 áreas naturales, un 95% de las cuales son propiedad del Fideicomiso. El restante 5% son servidumbres de conservación o acuerdos de cooperación con propietarios que siguen siendo los titulares, pero que se comprometieron a proteger esas áreas.

En los últimos diez años, el Fideicomiso se ha abocado a adquirir tierras en la zona del carzo, en el norte de la isla, una de las pocas regiones del mundo con la presencia de un ecosistema particular de sistemas cavernarios y ríos subterráneos y que constituye uno de los hábitat más importantes para especies migratorias neotropicales y en peligro de extinción. También representa el área más importante de recarga acuífera en la isla. Una de las iniciativas en curso es un proyecto, que se desarrolla entre el Fideicomiso y el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos, para la adquisición de terrenos que contribuyan a la conservación y eventual constitución del Refugio de Vida Silvestre Río Encantado en la zona del carzo.

De la experiencia del Fideicomiso en la compra de tierras, obstáculos y logros, hablamos con Fernando Silva, encargado de desarrollo y planificación del Fideicomiso de Conservación.

Pregunta: ¿Cuál es la importancia de la zona del carzo de Puerto Rico?

Silva: La zona del carzo es un sitio de características únicas por constituir una zona de sistemas cavernarios y ríos subterráneos donde existe el carzo, o piedra caliza como tal. Por ser un lugar de tan difícil acceso y limitadas áreas productivas para fines de agricultura, representa una de las áreas que menor alteración ha sufrido, por lo que la composición del bosque permanece muy similar a la original. La estructura cambió un poco debido a que los árboles más antiguos fueron utilizados para madera, pero generalmente todas las especies que estaban permanecen. Es también una de las zonas más amplias en Puerto Rico que no cuenta con carreteras, por lo que constituye el área más grande de bosque continuo que queda en Puerto Rico. Esto lo convierte en un lugar importante para fines de conservación, que incluye especies como a la cotorra puertorriqueña (Amazona vittata) uno de los casos más críticos de aves en peligro de extinción, ya que la zona del carzo era la región más utilizada para fines de anidación debido a las cavidades que presenta. Organizaciones como el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos han ido identificado el área del carzo como de gran relevancia para la cotorra y existen planes de liberar una población el próximo año.

Esto llevó al Servicio de Pesca y Vida Silvestre a someter una propuesta para la creación del Refugio de Vida Silvestre Río Encantado, lo que requiere de la compra de tierras. El Fideicomiso decidió intensificar sus esfuerzos de protección en la zona del carzo de Río Encantado y se lanzó a apoyar esta iniciativa, para lo que se formuló un proyecto.

P: ¿Qué categoría de protección tiene actualmente Río Encantado?

Silva: Río Encantado es un área de planificación especial. Tiene áreas naturales de alto valor y que, aunque no están designadas, se les reconoce su valor y cualquier gestión de uso del terreno. La Junta de Planificación somete las peticiones de proyectos de uso de terreno. Hay varias categorías: bosque estatal, reserva natural, refugio de vida silvestre, bosque nacional y santuario, entre otras. Todavía no nos hemos dado a la tarea de impulsar una designación especial porque muchos de los terrenos están en manos privadas y el gobierno evita, en la medida de lo posible, designar sin tener títulos de propiedad — por las implicaciones legales que eso pueda tener.

En nuestro caso hemos venido constituyendo las áreas con el objetivo de que sean sitios para la conservación, independientemente de que tengan o no designación bajo una ley. En el momento en que nosotros consolidemos un área más extensa protegida, será necesario establecer una designación. Actualmente se trata de un mosaico de propiedades que en su conjunto representan una zona fragmentada de áreas adquiridas. La designación tiene que justificarse a la luz de la existencia de un área sustancial que proteja el recurso.

P: ¿Cuánto terreno se ha obtenido hasta la fecha y cuánto se ha invertido?

Silva: Se ha obtenido, hasta el momento, un total de 193 hectáreas; 405 están en proceso de negociación y la primera etapa de adquisición involucra, aproximadamente, unas 2.833 hectáreas. Hasta la fecha se ha invertido en la región del carzo unos dos millones de dólares para la compra de tierras y unos cuantos miles de dólares extra en gastos para hacerlo posible.

El Fideicomiso apoya los esfuerzos del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de adquirir hábitat para las aves migratorias neotropicales, esto a través del programa de asistencia económica para proyectos. Nosotros no dependemos de fondos externos para adquirir terrenos, pero sí se consideran cuando hay fondos externos que se pueden utilizar y que no comprometen el control que pueda tener el Fideicomiso sobre el título de propiedad, principalmente por el hecho de que las tierras van a ser dedicadas efectivamente a la conservación.

P: ¿Cuáles son las principales amenazas ambientales y obstáculos legales a la compra de tierras?

Silva: Una de las grandes presiones es que la piedra caliza tiene mucho valor en construcción como materia prima. La zona del carzo es el posible lugar de las canteras puertorriqueñas, por lo que la presión es grande y destructiva, ya que transforma y mutila el paisaje y constituye un uso no renovable del terreno que lo agota. Ya nos ha pasado que aún con un contrato de compra-venta, surge un tercero que tiene un contrato con el mismo dueño para el desarrollo de una cantera en la misma propiedad, sujeto a la aprobación del permiso. Cosas como esas atrasan el proceso enormemente mientras se les encuentra una solución.

También nos encontramos que algunas propiedades no fueron registradas y no se está en posibilidad de adquirir un título limpio; hay que asegurarse de que no se están comprando pleitos futuros. El carzo es un área remota y muchas de las transacciones se hacían sin llevarlas al registro de la propiedad, por lo que hay que demostrar que la persona es el legítimo propietario. Esto ha requerido de mayor tiempo y dinero que lo que hubiera costado en otras áreas.

P: ¿Cuáles son las condiciones del Fideicomiso para adquirir terrenos?

Silva: Tratamos de evitar entrar en gestiones de adquisición de terrenos cuando no se va a tener control sobre el título de propiedad que se obtenga, ya que nos pone en una posición vulnerable, pagando gastos legales para proteger una propiedad de otros usos o intenciones. Siendo nosotros los titulares podemos asegurar la protección del sitio con mucha mayor efectividad de lo que pudiera hacerlo el gobierno federal, local u otras entidades. Cuando hemos hecho tratos con el gobierno de Puerto Rico, para adquirir propiedades en forma conjunta, se ha hecho con la condición de que si el título no es del Fideicomiso tiene que haber, entonces, por escritura en el registro, una servidumbre a favor de nosotros, que nos hace parte y nos autoriza a decidir sobre los usos. Sometimos una propuesta al Servicio de Pesca y Vida Silvestre porque confirmamos que si aceptábamos los fondos para la compra de tierras, no se comprometía de ninguna manera el control sobre el título de propiedad y porque coincidía con los planes de adquisición que el Fideicomiso tenía. Es una propuesta de cerca de 250.000 dólares, que no es mucho tomando en cuenta el costo de las propiedades en Puerto Rico, pero es una ayuda.

También se prevé la creación de servidumbres ecológicas que constituyen un gravamen a perpetuidad. En estos casos el dueño retiene el título de esa propiedad, pero renuncia voluntariamente a la posibilidad de algunos usos y se establece un gravamen a perpetuidad. Según la ley, se necesita que exista un custodio, que puede ser una organización como el Fideicomiso de Conservación. Por eso empleamos esa figura.

P: ¿Qué actividades de educación se realizan paralelamente a la compra de tierras?

Silva: Apoyamos una actividad que se llama el Bosque Corretjer, que viene desarrollando la organización Casa Corretjer, en honor al poeta puertorriqueño Juan Antonio Corretjer, vinculado al movimiento nacionalista. El bosque Corretjer es un área agrícola, que se ha estado sembrando con especies nativas del sitio. El Fideicomiso tiene una relación de tres años con ellos, en asistencia con talleres sobre la importancia de la zona del carzo y sus especies, de manera que los jóvenes y el público en general se familiaricen más con la flora del lugar y con el paisaje e importancia desde el punto de vista de conservación. Les hemos provisto de árboles y de asistencia técnica. Ellos abarcan la mayor parte del sistema educativo público del pueblo de Ciales, que forma parte del área del carzo y llevan a los estudiantes a participar del esfuerzo de conservación en el Bosque Corretjer. Esa finca, en particular, fue una de las propiedades que el Fideicomiso adquirió, parte del compromiso es colaborar independientemente de que nosotros seamos los titulares de propiedad del proyecto, porque es compatible con los usos y lineamientos de manejo que el Fideicomiso adoptó para la conservación de esa zona.

También se cuenta con un programa de membresía llamado Amigos del Fideicomiso y con el que promovemos los “Encuentros con la Naturaleza”. Para estimular la participación, notificamos a todos los Amigos del Fideicomiso y la gente se inscribe en estos encuentros, que son actividades de mediodía para conocer la geología del lugar, el sistema cavernario, la vegetación, la flora y fauna, así como su historia de conservación y méritos. Se busca que la gente tenga una experiencia que les ayude a disfrutar y entender la historia natural asociada al carzo y su protección, así como las estrategias de conservación que se llevan a cabo y los problemas que puedan afectar la integridad de esa zona. El programa cuenta con cerca de 4.000 personas.

P: ¿Cuáles son las principales lecciones que Ud. ha aprendido como resultado de su trabajo con el Fideicomiso?

Silva: Hay implicaciones desde el punto de vista de presupuesto si quiere proteger terrenos legalmente, ya sea por un traspaso del título o por hacerle un gravamen al título de propiedad en virtud de la Ley de Servidumbre de Conservación. Es un proceso costoso y complicado, que requiere de tiempo y dinero, no sólo para compra de tierras, sino también para gastos legales, especialmente en casos complejos.

Visite el perfil de este proyecto, disponible en la base de datos del Eco-Index.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s